Cuando te conocí

Por fin había llegado la primavera, mis hermanos y yo salimos presurosos al exterior, corríamos desbocados persiguiéndonos los unos a los otros felices de poder estirar las patas y sentir el cálido sol sobre nuestro pelaje.

Anuncios

Desnudo en el Zócalo

...su pase de entrada, un simple papel que decía: “Voyeristas y Exhibicionistas: Bienvenidos a una sesión más de fotografías por Tunick”.

Evolución Final

Nosotros haremos de éste un mundo en perfecto equilibrio y comenzaremos la colonización de otros. El tiempo para nosotros no es finito.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑